Si era una oportunidad, la hemos perdido: menos de lo mismo

Por Eduard Portella (eportella@antares-consulting.com)

Con el inicio del ciclo de la crisis económica y la aplicación de las primeras medidas de contención del coste sanitario, a menudo escuchamos el mensaje de que la crisis debería utilizarse para el abordaje de medidas estructurales, para repensar el sistema sanitario y para adecuar los modelos asistenciales a las nuevas realidades epidemiológicas, las expectativas de los pacientes, los valores de la sociedad, la contribución de las nuevas tecnologías, etc. Visto así, muchas veces nos decían: “la crisis es una oportunidad que no debemos desaprovechar

Hace unos días, el Dr. Manuel de Castillo, Director General del Hospital Sant Joan de Déu y Secretario General de la Patronal del Consorci de Salut i Social de Catalunya, hizo una presentación sobre el impacto de las medidas adoptadas entre 2010 y 2013 en los hospitales de interés público y de gestión indirecta de Catalunya. Por el período analizado, los datos son reveladores…

En el período 2010-2013, las tarifas han disminuido en un 9,5%, y el volumen de actividad contratado ha sido un 8,9% menos. En total, un impacto del 17,8% en los ingresos de estos hospitales. Por otra parte, en los costes, estos han aumentado un 10,4% (básicamente el IPC, seguridad social y el impacto del IVA). El impacto conjunto de ambos conceptos (ingresos y costes) supone un ajuste real del 28,2% en 4 años. Nada despreciable…

En este mismo período, 2.640 profesionales han salido del sistema, se ha aumentado la jornada laboral en un 3% y la pérdida real del poder adquisitivo de los colaboradores se sitúa alrededor del 20%, variando ligeramente según las categorías profesionales.

Todo este análisis se ha efectuado con los datos de un informe interno (1) elaborado por los servicios técnicos de las dos organizaciones empresariales (el Consorci de Salut i Social de Catalunya –CSC- y la Unió Catalana d’Hospitals –UCH-), y cuyos datos están basados en información proporcionada por todos los centros del sistema público (salvo los gestionados directamente por el ICS), y por la Central de Resultats.

A mi modo de ver, lo más llamativo es la última página de este informe: en esta se presenta el impacto en la productividad. En los tres años (2010-2012 -para esta información los datos del año 2013 todavía no están disponibles-) se observa cómo la productividad por persona, equivalente a tiempo completo (ETC), tan sólo se ha incrementado en un 2,15%; y –obviamente- ha bajado el margen por unidad de producción.

Hacemos un poco menos de lo mismo y un poco más barato… ¿Se perdió la oportunidad?


Lectura recomendada:

(1) CSC, UCH. Els RRHH en el sector salut. 7 anys després de l’inici de la crisi económica [Informe interno]. Barcelona; 2014

Anuncios
Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , | Deja un comentario

El ahorro sanitario se ha centrado en el personal. ¿Empezamos a cambiar de paradigma?

Por Esteban Carrillo (ecarrillo@antares-consulting.com)

Diario Médico destaca que el 42% de los 5.427 millones de euros de ahorro en el gasto sanitario público conseguidos en 2011 y 2012 han sido obtenidos en base a medidas sobre el personal sanitario. Lo hace al comentar el Plan Presupuestario para 2014 y 2015 remitido por el Gobierno Español a Bruselas.

Es conocido que las medidas de contención de costes sobre el personal son de corto recorrido y tienden a revertirse tan pronto como la situación económica escampa. Así, el NHS en sus proyecciones sobre el gap financiero (ver mi post del 5/11/2013), rechaza considerar estas medidas como forma de contención de costes a largo plazo.

En cambio, según parece, el Gobierno aún confía en disminuir la partida de personal en 500 millones anuales en base a medidas de reforma estructural en el marco del decreto de troncalidad y del desarrollo de la gestión clínica. Parece difícil que un modelo de gestión clínica, aún por implantar, vaya a tener efectos de ese calado tan a corto plazo.

Pero en cualquier caso, parece que cambian (al menos en la intención) los enfoques que hasta ahora se han mantenido, de recortes salariales indiscriminados, por abordajes de reformas como la gestión clínica. Aunque las medidas no parecen muchas y la posibilidad de conseguir contenciones de costes a corto plazo sea baja, al menos hay que dar la bienvenida a que se empiece a hablar de otros enfoques.

Hemos comentado en varias ocasiones que la crisis actual de financiación era una oportunidad de oro para abordar las reformas que el sistema público necesitaba ya desde mucho antes de la crisis. Llegamos ya un poco tarde y con muchos daños colaterales, pero hay que ser optimista: esperemos que se abra una nueva fase en que los recortes sean substituidos por reformas en profundidad, serias y bien planteadas.

LECTURA RECOMENDADA:

Diario Médico. El 42% del ahorro por los recortes fue en personal sanitario

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , | Deja un comentario

Muface: implicaciones para la financiación autonómica

Por Esteban Carrillo (ecarrillo@antares-consulting.com)

Un tema colateral del sistema Muface, son las implicaciones que tiene para la financiación autonómica.

La financiación de la sanidad es responsabilidad de las comunidades autónomas. En cambio, la atención sanitaria de Muface es financiada, que sepamos, por el Estado (tanto la financiación de la atención sanitaria, como la estructura de gestión de esta).

Al elegir más del 80% de los funcionarios la cobertura mediante aseguramiento privado, estos no producen gasto en el sistema público de su respectiva comunidad autónoma. Como la distribución de los funcionarios estatales no es igual en todo el territorio, el sistema beneficia financieramente a las comunidades con mayor proporción de funcionarios. ¿Es un tema marginal o es significativo para las cuentas autonómicas?. Lo desconozco, pero seguro que al menos es significativo en el caso de Madrid donde, por la ubicación de los Ministerios, se concentra una proporción mayor de funcionarios.

El sistema de financiación de las autonomías se basa sobre todo en la población, sin considerar su tipo de cobertura por el sistema sanitario. El gasto sanitario constituye casi la mitad del gasto autonómico, por lo que puede ser relevante un descuadre entre el criterio de financiación (población total) y el gasto (población cubierta por el sistema público) .

Sin saber si es mucha o poca la importancia relativa de este fenómeno, vemos que también en este campo, el modelo Muface actúa como una distorsión de la igualdad del sistema sanitario.

LECTURA RECOMENDADA

Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas. Gabinete de Prensa. 11/02/2014. En: http://goo.gl/FSRmqE

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , | 1 Comentario